Ilusión por todo lo alto para estrenarse con una victoria

  • A pesar de las circunstancias de la pandemia, Rodri espera recuperar sensaciones el domingo y ver al mejor Compos

Santiago de Compostela, 7 de enero de 2022

La SD Compostela estrena el 2022 este domingo (17.00 horas) con el regreso al Vero Boquete de San Lázaro para medirse al Salamanca CF UDS. Los blanquiazules, tras el parón navideño, quieren cerrar la primera vuelta con los tres puntos, una victoria que sirva para coger sensaciones de cara a la segunda parte del año y que los afiance en la zona alta de la clasificación.

Esta mañana, en rueda de prensa, Rodri analizó la previa del duelo destacando la importancia trabajar con ilusión y muchas ganas para conseguir el triunfo.

Declaraciones destacadas.

Bajas. Esta mañana hemos descubierto un caso más, en el que el jugador se fue para casa. Después tenemos dos bajas más, Guille que sigue en proceso de recuperación, que está terminando la baja, pero no llega esta semana, y Pablo Antas, que sufrió un percance a lo largo de la semana y será baja para el domingo. Son circunstancias complicadas que vivimos todos los clubs, unas Navidades atípicas, por la forma en la que tuvimos que entrenar, pero creo que el equipo estuvo implicado. Dentro de las condiciones, entrenamos bien y afrontamos con ilusión y, sobre todo, con muchas ganas, el partido del domingo.

Regreso de los confinados. Es gente que por suerte no tuvieron síntomas, por lo que le permitió hacer trabajo, dentro de las limitaciones de estar confinado. Esta semana se reincorporaron al grupo, intentamos maximizar el tiempo en función del trabajo que creíamos que podían hacer de cara a llegar al domingo en las mejores condiciones posibles y se verá el rendimiento que nos pueden dar. En función de eso, tendremos que tomar decisiones y manejar los minutos que les vayamos dando a los distintos futbolistas para intentar, en todo momento, estar en un estado físico lo más alto posible.

El Salamanca. Su situación es desconcertante por la calidad de la plantilla que tienen. Viendo los partidos y lo que hacen, te das cuenta del potencial que tienen, quizás lo que les está faltando es fortuna de cara al gol. Es un equipo que se defiende muy bien, muy agresivo, con gente con mucho físico y con muchos años en Segunda B. Es un rival que nos exigirá muchísimo, de los que se nos atragantan a veces, porque llevan los partidos a la parcela física, y tenemos que intentar competir de la mejor manera posible para sacar los tres puntos.

Tipo de partido posible. Es un equipo que maneja los dos registros. Intentan jugar cuando lo tienen que hacer, aunque si es cierto que con el poderío físico que tienen arriba, es un equipo que juega bastante más directo. Después, entiendo que en los reinicios nos vendrán a apretar alto y si no se colocarán en un posicionamiento plegado, normalmente en 4-4-2 aunque también estuvieron probando el 5-3-2. En todo caso, tenemos que intentar ser nosotros mismos, teniendo las pinceladas del rival, y ojalá nos tengan que ceder el balón, más por mérito nuestro que por demérito de ellos, que lo sepamos gestionar, que tengamos la fortuna de poder ponernos por delante y a partir de ahí intentar manejar otros registros.

El amistoso contra el Zamora. No hablé con Yago de ese tema, porque el Salamanca estaría haciendo probaturas y tampoco me parece mucho más relevante de cuatro pinceladas que si que me han llegado.

Regreso a la competición en plena ola de casos. Llega para todos igual, porque para todos han sido unas Navidades raras. Todos los equipos hemos tenido problemas, todos los equipos hemos tenido que variar los planes iniciales, a nivel de grupos y trabajo, pero si que es cierto que no sabes muy bien lo que te vas a encontrar. El equipo, los últimos días, me dio buenas sensaciones y ojalá podamos estar lo más cerca posible de lo que dejamos en diciembre.

Adaptarse a las circunstancias. A mediados de diciembre nos habíamos planteado un escenario de lo que nos gustaría trabajar, a nivel de cargas sobre todo, y tuvimos que modificar todo. El cuerpo técnico y el médico decidimos hacer grupos pequeños, porque creíamos que era lo mejor para evitar contagios y ser responsables, y eso te limita a hacer tareas en espacios más grandes, a nivel físico igual, fue un poco un ejercicio de improvisación, pero estoy contento con el resultado de como salió la semana. Los jugadores lo entendieron, vinieron con una sonrisa y se implicaron al máximo. A partir de ahí, ojalá seamos capaces de mantener el tono físico, porque creo que fue muy bueno en la primera vuelta, y con balón intentar recuperar las sensaciones.

El parón. Viene bien para trabajar, evidentemente. Cuando volvimos a entrenar con 12 jugadores del primer equipo todos juntos hasta se hacía raro volver a hacer tareas más grandes. Ganamos dos semanas de trabajo, sobre todo esta primera que intentaremos incidir más en aspectos condicionales y tácticos, y después la siguiente hacer una de partido normal. Se nos hacía raro cuando veíamos el calendario a principio de temporada, pero con las circunstancias de la plantilla ahora, hasta nos viene fenomenal. Nos da pie a entrenar de una manera y aumentar las cargas.

Compartir en Redes Sociales